Una de las herramientas elementales de un programa de Integridad es el Canal de Denuncias. Muchos casos de fraude, corrupción o irregularidades en el ámbito de una organización, han sido conocidos por las autoridades gracias a las denuncias hechas por las personas con conocimiento directo de estos hechos y con la posibilidad de aportar evidencia de respaldo. 

En la Argentina, la Ley N° 27.401 de Responsabilidad Penal Empresaria, incluye a los Canales de Denuncia como uno de los componentes de un programa de Integridad y esto hace que, en los últimos años, muchas empresas hayan decidido adecuar sus procesos a las mejores prácticas, incluyendo a los mismos. 

Para la implementación de un moderno sistema de Canal de Denuncia, es necesario contar con una Política que defina claramente las acciones a tomar en casos de recepción de una denuncia respecto de cualquier alteración de los principios de Integridad que pudiera presentarse en una compañía. 

Esta política debe determinar cual es su alcance, cuales son los sujetos comprendidos, y cuáles son las conductas sobre las cuales se reciben las denuncias. Además, resulta esencial garantizar el anonimato y la reserva de identidad del denunciante, a fin de -no sólo- promover una cultura de integridad, como así también proteger al denunciante de posibles represalias (amenaza, discriminación o acoso), o daño a sus derechos laborales. 

La Política de Gestión de Denuncias debe ser clara, particularmente en cuanto a plazos y personas intervinientes, con indicación del rol definido de cada uno de ellos.  

Además, debe prever la implementación de un archivo, físico o digital, de acuerdo a la necesidad corporativa, el cual facilita el seguimiento de toda la gestión de la denuncia. 

Los Canales de Denuncia pueden ser internos o externos a la Compañía. Suele preferirse -por una cuestión de costo / beneficio- tercerizar el servicio de gestión inicial, o la recepción de denuncias en estructuras con experiencia y conocimientos en este tipo de actividades. 

Así, existe amplia oferta de recepción de Denuncias en el mercado. En general se trata de empresas que prestan el servicio a través de una plataforma web, que puede ser, incluso, un desarrollo propio. Las modalidades clásicas de prestación de este servicio son: 

  • Telefónica: Número gratuito de atención 24 horas x 7 días. 
  • Web: Formulario online para presentar una denuncia. Ofrece la posibilidad de categorizar por tema y sujeto. Permite adjuntar documentos. 
  • E-mail: Dirección de correo electrónico para efectuar denuncias. 

Cualquiera de estos tres canales podrá recibir una denuncia e informar inmediatamente a los responsables internos de su tratamiento. 

Este servicio, en general incluye una plataforma en la que puede procesarse toda la gestión de la denuncia, desde su inicio hasta el cierre del caso. La plataforma permite también una funcionalidad de Archivo, en el cual, a través de logs, se puede mantener actualizado cada paso de la gestión. 

En G5 Integritas podemos ayudarlo con la elaboración de todas las políticas necesarias para implementar un Programa de Integridad -conforme lo requerido por la Ley N° 27.401- así como también a definir cuál es la mejor modalidad de gestión de sus canales de denuncia. Para más información, lo invitamos a contactarnos en [email protected] o visitando nuestro website www.g5integritaslatam.com

Pin It on Pinterest

Share This